Rusia cumplió con sus compromisos de los contratos de suministro de gas a Europa en 2021